Manualidades de pascua

La celebración de la pascua simboliza el fin de la Semana Santa, pero es mucho más que eso. Es la excusa perfecta para reunir a toda tu familia, comer juntos, disfrutar de unos dulces deliciosos y ¿por qué no? Decorar toda la casa con divertidos huevos y conejos de pascua. Y es que no hay nada más significativo de esta festividad. Éstos pueden utilizarse para decorar, para jugar a encontrarlos, para regalar… tienen infinidad de posibilidades. Es por eso, que tanto los huevos como los conejos de Pascua van a ser los principales protagonistas de las manualidades de Pascua que te enseñaremos.

Todo el material que necesitarás para realizar nuestras manualidades lo tienes disponible en Amazon. En todas nuestras manualidades de pascua te dejamos los links directos para que puedas acceder a los productos con facilidad. ¿Estás preparado? ¡Comenzamos!

Cesta con objetos característicos de la Pascua: orehas de conejo, regalos, un huevo. Y como decoración hay un muñeco pequeños y unas flores.
Imagen de Emily Hopper en Pexels

Huevos de Pascua de colores

En la imagen se muestra 7 ejemplos de huevos pintados, de diferentes formas y colores.
Imagen de Skitterphoto en Pexels

Esta manualidad puede hacerse de dos maneras, dependiendo el nivel de dificultad que prefiráis. La manera más complicada es pinchar los huevos con un alfiler, para vaciar su interior antes de pintarlos. Pero, entonces hay que tener muchísimo cuidado, porque si apretarás un poco, se podrían rompe. La segunda opción es hervir los huevos para que sean duros y así tener menos riesgo de romperlos cuando los niños los pinten.

Para poder hacer los huevos de colores sólo necesitarás: pintura acrílica [17,90€] (el pack que te recomendamos tiene 12 colores distintos para que puedas elegir el que más te guste y puedas utilizarlos para otras actividades) y un pincel [3,61€].

Paso 1. Coge tu huevo duro o vacío y selecciona la pintura de colores que vas a utilizar. También debes preparar un vaso de agua, para poder ir limpiando el pincel y una superficie cubierta con papel de periódico para no macharla.

Paso 2. Con cuidado, pinta todo el huevo con tu pintura favorita. Verás que si mueves los dedos se manchará todo, así que es mejor dejar dos espacios sin pintar para aguantar el huevo con dos dedos. Deja secar el huevo. Si tienes un espacio con sol directo la pintura se secará mucho más rápido.

Paso 3. Una vez seco, elige dos espacios diferentes para colocar tus dedos y repite el proceso. Lo ideal es que consigas darle entre 3 y 5 capas de pintura al huevo para que el color quede opaco y perfecto.

Paso 4. Cuando tengas el huevo entero pintado del mismo color, puedes dejarlo así, o decorarlo aún más, añadiéndole diferentes formas. ¡Es tu turno!

Esta es la manualidad por excelencia del día de Pascua. Es una actividad muy sencilla que pueden hacer los más pequeños de la casa. No hay ningún patrón de dibujo, los niños pueden dejar volar su imaginación y pintar lo que más les guste. Además, luego podéis jugar al tradicional juego del escondite de los huevos, ¡ya veréis la cara de ilusión que ponen al encontrar los huevos en algún sitio escondido!

2. Conejo de pascua colgante

Ejemplo de manualidad conejo colgante. Conejo infantil colgado de naturaleza.
Imagen de pxfuel

El famoso conejo no podía faltar entre las manualidades de pascua que te proponemos. En esta actividad tendrás que recrearlo, pintándolo en un huevo colgante.

Para esta manualidad necesitarás: huevos colgantes [10,99€], pintura acrílica [17,90€] y un pincel [3,61€]. Te recomedamos que para las orejitas, utilices cartulina. Nosotras te aconsejamos este pack donde vienen 50 cartulinas de 10 colores diferentes. Para poder hacer la forma necesitarás un lápiz, tijeras [3,99€] y pegamento [2,99€] también.

Paso 1: Selecciona la pintura que querrás utilizar y la cartulina del mismo color. Pon un periódico o mantel encima de una superficie lisa para no manchar, y pon cerca de ti un vaso con un poco de agua para ir lavando el pincel.

Paso 2: El primer paso es dibujar la cara del conejo con un pincel fino y pintura negra. Ojos, nariz, bigotes y boca. Nuestro conejo parecerá que está dentro de un huevo, así que también tendrás que dibujar la forma del huevo roto, para hacerlo, debes dibujar líneas rectas. Una hacía arriba y otra hacia abajo, haciendo formas de montañas por todo el contorno del huevo.

Paso 3: Una vez tengáis hechas todas las siluetas en negro, ¡es hora de pintar! Con el color de pintura que hemos elegido al principio pintarás el huevo. Sólo la parte de abajo de la forma de montañas que has dibujado.

Paso 4: ¿Lunares? Puede dejarlo como está o puedes hacerle formas, nosotras te proponemos que le añadas lunares con otro color a la zona pintada. ¡Quedará mucho más colorido!

Paso 5: ¡Las orejas! Para que te quede todo uniforme. Te aconsejamos que utilices el mismo estampado para las orejas que para el huevo. Así que coge el color de cartulina que más se parezca al color del «cuerpo» del huevo. Con un lápiz dibuja dos orejas, estrechas y largas.

Paso 5: Recorta las orejas, con mucho cuidado.

Paso 6: ¡A decorar! Imita los lunares que has hecho anteriormente. Con el mismo color, dibuja puntitos por las orejas.

Paso 7: Por la parte inferior de la oreja, dobla la cartulina (dejando un centímetro de espacio). Esa parte que has doblado será la parte donde tendrás que poner el pegamento.

Paso 8: Añade pegamento y pega las dos orejas en la parte superior del huevo colgante. ¡Ya lo tienes!

Puedes hacer todos los que quieras y decorar todos lo que quieras con los conejos colgantes. Con ellos se impregnará tu casa de la esencia del día de Pascua.

3. Conejo portalápices

Portalápices de conejo. Destaca el color blanco, negro y rosa.
Imagen de video de Easy Kids Craft en Youtube

Las manualidades de pascua no son sólo para este día, el conejo portalápices que te proponemos en esta manualidad podrá estar en tu escritorio todos los días del año, para guardar tus lápices.

Para esta manualidad necesitarás: un portalápices antiguo (por si no encuentras ninguno por casa te dejamos un portalápices [7,91€] que te podría ir bien), cartulina blanca [6,21€], tijeras [3,99€], pegamento [2,99€] y rotuladores [3,94€] .

Paso 1: El primer paso es cortar la cartulina, siguiendo la forma del portalápices. Corta la cartulina, de manera que todos los lados queden cubiertos.

Paso 2: ¡Y a dibujar! Busca el centro de la cartulina y dibújale los ojos. Con otro color dibuja la nariz. Vuelve al negro para acabar los bigotes y la boca.

Paso 3: Dale la vuelta a la cartulina y pon un poco de pegamento en cada extremo, de arriba abajo. Y pégalo, con cuidado, en el portalápices.

Paso 4: Coge otra cartulina y dibuja con lápiz dos orejas, alargadas y grandes. Dentro de cada oreja dibuja un círculo más pequeño.

Paso 5: Con el mismo rotulador con el que has pintado la nariz, pinta el círculo más pequeño de la oreja. Y ¡a recortar!

Paso 6: Pon pegamento en la mitad inferior de cada oreja y pégalas en la parte superior del portalápices, encima de la cartulina que habías pegado anteriormente. ¡Listo!

Al tratarse de manualidades de pascua el animal que te hemos propuesto es el conejo, pero si te gusta la idea puedes reproducirla con otros animales. ¿Te animas?

Busca inspiración para que los diseños de tus manualidades con arcilla sean más originales

Para finalizar, queremos recomendarte Pinterest para que encuentres más diseños y dejes volar tu imaginación. En Pinterest, encontrarás miles de ideas y proyectos que puedes mezclar con los que te acabamos de proponer. ¡Haz tuyos tus diseños! También puedes seguir navegando en Haz Manualidades En Casa para seguir creando en familia. Puedes seguir con manualidades día del padre

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *